Consejos prácticos para saldar tus deudas

Consejos prácticos para saldar tus deudas

Cuando tomamos un crédito utilizamos dinero que no es nuestro para comprar un bien o servicio. Esa cantidad “prestada”, la tendremos que devolver en el futuro, junto con los intereses que hayamos pactado.

En otras palabras, adquirimos una obligación de pagar ese dinero con nuestros ingresos futuros. Por eso decimos que el crédito compromete nuestro flujo de efectivo: parte del dinero que ganemos más adelante tendrá que ser utilizado para pagarlo y no lo tendremos disponible para hacer otras cosas más productivas con él.

Cuando las personas se exceden en el uso del crédito, se sienten atrapadas y estresadas porque una buena parte de su dinero se les va en pagar esas deudas. Por eso mismo no tienen capacidad de ahorro y no pueden enfocarse en construir un patrimonio o en incrementar su ahorro para el retiro.

Llega un momento en el cual salir de deudas se convierte en la prioridad. Hay diferentes métodos para hacerlo, pero sin duda uno de los más efectivos es el llamado método bola de nieve, que se enfoca en pagar las deudas de menor a mayor (es decir primero la más pequeña y así sucesivamente), pero generando una inercia a medida que pagamos cada una.

Esto podría parecer contra-intuitivo ya que claramente sería más eficiente, desde el punto de vista financiero, hacerlo en orden de tasa de interés (enfocarse primero en la más cara y así sucesivamente). Sin embargo, debemos recordar que en las Finanzas Personales no todo es matemáticas, el comportamiento humano tiene mucho que ver.

David Gal y Blakeley McShane, profesores investigadores de la Universidad Northwestern Kellogg elaboraron un estudio en el cual concluyen que el método bola de nieve incrementa la probabilidad de que la gente quede libre de deudas, ya que ofrece victorias rápidas que brindan la motivación suficiente para seguir adelante con el método. En 2016, otro estudio distinto alcanzó conclusiones similares.Es claro entonces que salir de deudas es una batalla psicológica, no sólo financiera, para las personas.

¿Cómo funciona el método bola de nieve para salir de deudas?

En realidad es muy sencillo:

1. Listá todas las deudas y ordenarlas de menor a mayor.

2. Hacé el pago mínimo en todas, excepto en la más pequeña. A esta última debemos destinar la mayor cantidad posible según nuestro presupuesto (desde luego, más que el mínimo).

3. Cuando terminemos de pagar la más pequeña, esa cantidad que destinábamos a ella, se la sumamos al pago mínimo que ya hacíamos de la siguiente. Por eso el nombre de bola de nieve, ya que al terminar de pagar una deuda, sumamos esa cantidad a la segunda, haciéndolo más grande.

Cuando implementamos este método y salimos de nuestra deuda más pequeña rápidamente, vemos progreso: se ha ido de nuestra vida para siempre. Liberamos un poco de flujo de efectivo, que usamos para pagar la siguiente. Cuando uno ve que funciona, uno se motiva y permanece. El estrés disminuye.

Pero además, cuando llega el momento de enfocarnos a las deudas más grandes, ya hemos liberado tanto flujo de las más pequeñas, que crea un efecto “bola de nieve”. Se forma una inercia que cambia nuestro comportamiento y nos ayuda a salir de deudas para siempre.

Podés leer esta nota en Eme de Mujer México

Compartir