¿Cuáles son los beneficios de la vitamina E?

¿Cuáles son los beneficios de la vitamina E?

Por Yesibel Aladejo

La vitamina E es un antioxidante soluble en grasa, que se encuentra naturalmente en alimentos y es importante para el organismo. Puede aplicarse de forma tópica o ingerirse vía oral.

Estos son sus beneficios:

– Al ser un antioxidante que ayuda a proteger los ácidos grasos; su consumo elimina los radicales libres, los compuestos inestables que dañan la estructura celular y aumenta el nivel inmunológico.

– Protege contra las toxinas que pueden hallarse en el aire, problemas oculares, durante el periodo menstrual; así como contra enfermedades neurológicas y la diabetes.

– Reduce el colesterol, el riesgo de padecer cáncer y mejora la circulación sanguínea.

– Cuenta con grandes beneficios para el cuidado de la piel y del cabello, gracias a que sus propiedades ayudan a regenerar las células.

– Retrasa el envejecimiento de la piel, haciendo que luzca más joven mediante la reducción de aparición de líneas finas y arrugas.

– Tiene beneficios en los procesos de curación de quemaduras solares, cicatrices, estrías, acné y las arrugas, ya que acelera la regeneración celular.

Aunque la vitamina E aporta grandes beneficios para cuerpo humano, debemos consultar un médico antes de comenzar a consumirla en suplementos adicionales a las que incluye una dieta natural.

Si sos sano podés ingerirla o aplicarla sobre la piel, pero si has presentado alguna de estas condiciones debés tener cuidado:

  • enfermedad del corazón o diabetes.
  • estás embarazada o lactando.
  • enfermedad hepática.
  • problemas cerebro-vasculares o coágulos de sangre.
  • cirugías recientes.
  • diarrea.
  • niveles bajos de vitamina K.
  • síndrome del intestino corto
  • tratamiento contra el cáncer.
  • hemorragias.

Las altas dosis de Vitamina E pueden producir: náuseas, diarrea, dolor de estómago, fatiga, debilidad, dolor de cabeza, visión borrosa, hematomas y pérdida de sangre, por ello es recomendable que un especialista te indique la dosis necesaria.

Podés leer esta nota en Eme de Mujer Venezuela

Compartir