Qué dicen sobre tu salud tus olores íntimos

Qué dicen sobre tu salud tus olores íntimos

Por Andrea Bouchot

Independientemente de lo que los comerciales quieren venderte, tu vagina DEBERÍA oler. Igual y no a rosas… tampoco a pescado, pero gracias al microbioma que la rodea, la vagina debería desprender un olor específico. A veces será más fuerte que otros, pero siempre y cuando no huela MAL, no debería preocuparte.

Vaginosis bacteriana
Esta infección vaginal es común entre mujeres de 15 a 44 años. Puede aparecer cuando el PH vaginal sufre un desequilibrio y la población de bacterias malas produce un fuerte olor, que comunmente se asocia al pescado. La vaginosis bacteriana no es una Enfermedad de transmisión sexual, pero deberías consultar a tu médico para que te indique qué tratamiento seguir.

Hongos
La mayoría de las infecciones por hongos no desprenden olores desagradables, pero casi siempre provocan un flujo blanco, espeso y con textura de queso cottage. En general el olor es ligero y muchas mujeres lo comparan con cerveza o levadura. Si notás enrojecimiento y ardor en la vagina, así como dolor al orinar, podrías necesitar tratamiento. Las mujeres diabéticas notan esto especialmente porque los hongos se alimentan del azúcar.

Humedad
¿Estuviste transpirando mucho o usando ropa interior sintética? El ejercicio, combinado con ropa interior que no deja respirar, puede causar un olor húmedo a causa del sudor excesivo. Debería desaparecer una vez que te bañes. Para minimizar la fragancia a futuro, optá por bombachas de algodón.

Metal
La sangre (de tu periodo) puede cambiar el Ph de tu vagina, transformando su olor a uno metálico. Sin embargo, el olor debería desaparecer una vez que haya terminado tu menstruación. En el caso de usar tampones, es necesario cambiarlos frecuentemente no solo por los olores,
sino para evitar otras complicaciones.

Podés leer esta nota en Eme de Mujer México

Compartir