10 tips para ahorrar a pesar de la crisis

El pesimismo económico reinante puede ser la excusa para organizar tus finanzas. Por eso es buen momento para ahorrar. Si no sos de las personas que ahorran, esta nota es para vos.

1. Observá tus finanzas. A veces no detectamos cuánto nos afectan los vaivenes económicos. Uno tiende a creer que las pérdidas solo afectan a otros, por eso es vital observar tus finanzas. Tenés que saber cuánto ganás mensualmente, cuánto tenés ahorrado y cuánto gastás. Anotá todo y no dejes de lado ningún gasto, por superfluo que parezca. El chiquitaje sumado, hace una gran diferencia a fin de mes. En este momento es importante anotar cuánto dinero te gustaría ahorrar.  Luego de anotar

Publicidad

2. Control periódico. Luego de estudiar los números en general lo mejor es mantenerlos vigilados. Solo así sabrás qué hacés con el dinero y podrás descubrir cómo economizar. Algunas apps pueden ayudarte en esta tarea. Nada de ser muy rígida, pero una vez al mes hay que mirar los números.

3. Pagá tus deudas. No podés pensar en ahorro si todavía debés dinero. La regla es ponerse al día para poder economizar. Los intereses y/multas por deudas vencidas deben evitarse.

4. Anotá tus objetivos. Es bueno tener un propósito para incentivar el ahorro. Anotá cuanto precisás, así estarás más convencida en el camino de decirle no al gasto extra. Esto te ayudará a marcar cuáles son tus prioridades.

5. Obligate a ahorrar.  No se guarda dinero cuando sobra, sino que uno se organiza para eso. Podés retirar el ahorro de tu cuenta apenas ingresa tu sueldo, pero no lo dejes para el final, sería una mentira decir “me va a sobrar”. Amorralá dinero para tener una reserva de emergencia. Es bueno tener un fondo de reserva que te ayude en caso de emergencia. Lo óptimo sería ahorrar el 10% de tu renta.

6. Comprá bien. Comparar precios es clave para poder ahorrar. Antes de ejecutar una compra, asegurate de tener tres precios o presupuestos. Planificá tus compras, por ejemplo las idas al super porque sin darte cuenta un porcentaje importante de tu ingreso se va en ese carrito que a todas nos gusta llenar.

7. Escapate de las cuotas. Si pagás al contado podés negociar precios. Si te alejás de las cuotas controlás más cuánto dinero tenés.

8. Pensá tus gastos. ¿Necesitás esa marca de celular? ¿Te conviene ese paquete que contrataste en el cable? ¿tenés que almorzar afuera todos los días o podés llevarte una vianda desde tu casa? ¿Pagás el club y no vas? ¿Qué gastos están de más o pueden evitarse? Cuidado con respuestas del tipo “yo merezco” o “yo quiero”.

9. Determiná un monto para superfluos. La planificación estricta no se sostiene mucho tiempo, así que de entrada vale la pena fijar cuánto dinero querés gastar en cuestiones triviales.

10. Acordá. Si tenés pareja negociá con ella. No adelanta que el control sea de a uno ¡cuando son dos! Si vos estás dispuesta a llevar la vianda a la oficina y él no, quizá ese ahorro puedas volcarlo en algo que tu aprecies y la otra parte no necesite, ¿no?

Escrito por
Más de Eme de Mujer

“Uruguayas Rebeldes”, el libro de Soledad Gago que reconoce a las pioneras

La autora reconoce y celebra la vida de las uruguayas que se...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.