La uruguaya Gabriela Hearst y su desfile sin huella de carbón

Gabriela Hearst. AFP

Un desfile de modas de fashion week no se caracteriza por ser exactamente sustentable. Sin embargo, la diseñadora uruguaya que brilla en Nueva York, Gabriela Hearst, logró por primera vez que un desfile no dejara huella de carbón volviendo a dejar claro su compromiso con el cuidado del medio ambiente.

Iluminación, montaje, vuelos internacionales, botellas de agua y bocaditos sin comer son muchos de los residuos que deja una pasarela internacional. Sin embargo, la uruguaya logró cambiar la situación.

Publicidad

Según informó Vogue, la diseñadora dijo a la publicación: “Los shows son un punto realmente importante para nosotros porque es cuando creamos contenido, creamos nuestros lookbooks y tenemos toda la atención. Entonces cuando tenemos esta atención, debemos maximizar el momento”.

“No es sobre hablar, es sobre hacer. Uso el ejemplo sobre cuando mi médico me dijo que tenía el colesterol alto. Me dijeron que si hacía ejercicio, lo bajaría. Me ejercité y bajó de 280 a 206. Con el show, quería medir la huella de carbono —porque no la conocemos— y luego bajarla”, señaló.

Además, hizo donaciones a diversas organizaciones como Hifadhi-Livelihoods Project en Kenya que busca cambiar las cocinas de las familias por opciones más amigables con el medio ambiente.

Esta no es la primera vez que Hearst asume el compromiso, todas sus creaciones tienen la impronta: reusa telas ya adquiridas, se asegura de no utilizar polyester o viscosa a menos que sea certificado entre otros.