¿Qué es ser abuelo hoy?

Por Fanny Berger*

La abuelez es una etapa de la vida que implica que varios circuitos emocionales se encienden a la vez, produciendo una gran sensibilidad en el abuelo.

Publicidad

El primer circuito que se prende es el del abuelo con su propio nieto, en el aquí y ahora. El segundo, es el abuelo recordando que fue padre, acordándose de sus vivencias cuando educó a sus hijos, hoy transformados en padres de sus nietos. Existen otros circuitos, como por ejemplo el abuelo con sus propios abuelos. Es una etapa en la cual se despiertan gran cantidad de emociones, por lo tanto la persona puede a través de sus nietos cerrar asuntos inconclusos que le quedaron con sus hijos. Sí fue una persona fría con sus hijos, tal vez por la situación que atravesaba, hoy, en otro momento de su vida, puede demostrar el afecto a sus nietos que le hubiera gustado expresar a sus hijos, pero no pudo en el allá y entonces.

Sostenemos que la primera función del abuelo es la transmisión de valores. Por el momento de su vida en que se encuentra, tiene experiencia y puede ayudar a transmitir valores que hoy están en desuso y son muy necesarios para la vida en sociedad. Abuelez es sinónimo de madurez, no de vejez. Los abuelos fueron educados en la época donde la perseverancia y la tenacidad eran valores que guiaban las conductas de los hombres. Hoy la rapidez, lo instantáneo y lo que causa placer son valores que mueven a las nuevas generaciones. En la vida, muchos objetivos se logran con esfuerzo y con mucha dedicación.

El abuelo es un ser con experiencia de vida, ama a sus nietos, por lo tanto puede transmitirla. Hoy en día se valora lo joven, lo nuevo, pero se pierde la transmisión de los aprendizajes de vida, hecho de gran significación para los nietos. Existen culturas antiguas donde el consejo de ancianos era un lugar de privilegio, justamente por el conocimiento que solo brinda el haber vivido la vida durante muchos años y en distintas situaciones.

La segunda función del abuelo es narrar la historia familiar para desarrollar el sentido de pertenencia. Cuando él relata la historia de su familia, los nietos comienzan a enterarse del pasado y empiezan a desarrollar dentro de sí su sentido de pertenencia que eso ayuda a desarrollar una buena autoestima. Vale decir que “yo soy Juan, pertenezco a tal familia, soy alguien que tengo pasado y mi familia tiene una historia que yo conozco y me une a ella”. El sentido de pertenencia es un sentimiento que ayuda a las personas a sentirse parte de un todo y puede atenuar el sentimiento de soledad. Millones de personas se sienten sin raíces, sin pasado y sin el importante sentimiento de ser parte de una familia, de un grupo humano. Esa falta de sentido de pertenencia puede producir un gran vacío existencial, que cada ser humano tratará de llenarlo cómo pueda. El abuelo puede contribuir a que sus nietos se sientan mejor conociendo el pasado de su familia, aunque a veces puede existir dolor.

Los abuelos son importantes para sus nietos durante las crisis familiares pues son como un manantial de calma y amor.

fanny berger ok *Fanny Berger, psicóloga gestáltica. Podés contactarla en su web o página de facebook

Escrito por
Más de Eme de Mujer

“Uruguayas Rebeldes”, el libro de Soledad Gago que reconoce a las pioneras

La autora reconoce y celebra la vida de las uruguayas que se...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.