No Pausa: Tipos de menopausia

por Miriam De Paoli*

Entrar en la menopausia es algo que indudablemente nos va a pasar a todas. Sin embargo, cómo entramos en esta etapa es algo único para cada mujer. Ese cómo es la manera, el momento y el por qué llega a nuestra vida.

Publicidad

Los especialistas distinguen “4 tipos de menopausia”:

  • Menopausia natural
    Esto ocurre cuando nuestros ovarios dejan de funcionar lentamente y, como resultado, dejamos de menstruar. Para la mayoría de nosotras, esto ocurre entre las edades de 45 y 55.
  • Menopausia inducida
    En ocasiones, la menopausia no se produce por sí sola, sino que se debe a una cirugía o a un medicamento que afecta los ovarios.

Por ejemplo, cuando se debe realizar una cirugía de extirpación de ovarios (ooforectomía) debido a enfermedades como quistes ováricos o cáncer; como profilaxis para reducir las posibilidades de desarrollar cáncer de ovario o cáncer de mama. La extirpación causará una menopausia abrupta.

La quimioterapia o la radioterapia como tratamiento contra el cáncer también afectará a los ovarios, y eso puede llegar a causar una menopausia. En algunos casos temporal. En otros no. En especial cuando los tumores son estrógenos dependentes.

  • Menopausia precoz, prematura o temprana
    Son los nombres que se le da cuando dejamos de menstruar antes de los 45 años.

Además de una cirugía, hay muchas razones por las cuales una mujer puede pasar por una menopausia precoz:

– Fumar
– Consumo excesivo de alcohol
– Desordenes endocrinos
– Quimioterapia
– Defectos cromosómicos
– Enfermedad autoinmune
– Enfermedad de tiroides

  • Menopausia tardía
    ¡Si, existe! Cuando la menopausia se produce después de los 55 años se considerada que la menopausia es tardía.

La menopausia puede deberse a lo siguiente:

1. Espontánea o Natural: producida por el cese fisiológico gradual y progresivo de la función ovárica que ocurre alrededor de los 50 años de edad. Por el deterioro natural de las hormonas reproductivas. A medida que te acercás a los últimos años de la década de los treinta, los ovarios comienzan a producir menos estrógeno y progesterona —las hormonas que regulan la menstruación—, por lo que la fecundidad disminuye. Entre los 40 y los 50 años, los períodos menstruales pueden pasar a ser más largos o más cortos, más o menos intensos y más o menos frecuentes hasta que, finalmente —en promedio, a los 51 años—, los ovarios dejan de producir óvulos y dejas de tener períodos.

Entonces, la menopausia natural ocurre cuando los ovarios dejan de funcionar lentamente y, como resultado, dejamos de menstruar.

2. Artificial o Inducida: producida por el cese de la función ovárica por cirugía, radioterapia o tratamientos médicos. A veces, la menopausia no se presenta por sí sola, sino que es provocada por una acción deliberada, como una cirugía o un medicamento que afecta los ovarios. Por ejemplo, una histerectomía u otra cirugía que extirpe o dañe los ovarios será la causa de una menopausia abrupta. Por lo general, este tipo de menopausia puede ser anticipada, lo que nos va a permitir planificar con anticipación el tratamiento de los síntomas repentinos que pueden surgir.

Una histerectomía que extirpa solo el útero puede no dañar los ovarios y, por lo tanto, no causará la menopausia. Pero si también se extirpan los ovarios, esto es “menopausia quirúrgica“. La quimioterapia o la radiación como tratamiento contra el cáncer harán que los ovarios se cierren, y eso también puede causar al menos una menopausia temporal.

Histerectomía. Por lo general, la histerectomía mediante la cual se extirpa el útero, pero no los ovarios, no provoca la menopausia de inmediato. A pesar de que ya no tenés períodos menstruales, los ovarios todavía liberan óvulos y producen tanto estrógeno como progesterona. Sin embargo, la cirugía mediante la cual se extirpan tanto el útero como los ovarios (histerectomía total y ooforectomía bilateral) provoca la menopausia de inmediato. Los períodos menstruales pueden suspenderse de inmediato, y es probable que tengas sofocos, así como otros signos y síntomas de la menopausia, que pueden ser graves, ya que estos cambios hormonales ocurren de forma abrupta en lugar de demorar varios años.

Quimioterapia y radioterapia. Estas terapias contra el cáncer pueden inducir la menopausia, lo que provoca síntomas, como sofocos durante el curso del tratamiento o poco después de este. La interrupción de la menstruación (y de la fecundidad) no siempre es permanente después de la quimioterapia, por lo que se recomienda seguir utilizando medidas para el control de la natalidad.

Precoz: causada por insuficiencia ovárica primaria, en los 5 años anteriores a la edad considerada como habitual en cada país. Según la OMS y la FIGO, en menores de 45 años. Cerca del uno por ciento de las mujeres experimenta este tipo de menopausia, que aparece como resultado de una insuficiencia ovárica prematura —cuando los ovarios no producen niveles normales de hormonas reproductivas— debido a factores genéticos o a una enfermedad autoinmune. No obstante, en general, no se puede encontrar una causa. A estas mujeres se les suele recomendar la terapia hormonal, al menos, hasta la edad normal de la menopausia con el fin de proteger el cerebro, el corazón y los huesos.

Existen muchas razones por las cuales una mujer puede pasar por la menopausia antes de tiempo, incluso (si alguna de estas situaciones le afecta, te puede tocar antes que a otras mujeres):

– fumando
– beber mucho
– trastornos endocrinos
– quimioterapia
– Defectos cromosómicos
– enfermedad autoinmune
– enfermedad de la tiroides

* No Pausa, es un emprendimiento web surgió luego de que la periodista Miriam De Paoli se encontrara con los primeros síntomas de la menopausia. Ante la falta de información y sus dudas decidió llenar el vacío formando un equipo, creando un sitio y comunidad que sirviera para hablar de un tema que aún es tabú.

Escrito por
Más de Eme de Mujer

Ellus arranca la Semana de la Moda de Sao Paulo con defensa de la Amazonía

La Sao Paulo Fashion Week abrió sus puertas este domingo y se...
Leer más