Ponen en duda los beneficios de los edulcorantes sin azúcar

No hay evidencia convincente que respalde los beneficios para la salud de los edulcorantes sin azúcar, y no se pueden descartar los daños potenciales, según ha concluido una revisión de estudios publicada en la revista ‘The British Medical Journal’.

La creciente preocupación sobre la salud y la calidad de vida ha animado a muchas personas a adoptar estilos de vida más saludables y evitar los alimentos ricos en azúcares, sales o grasas. Por lo tanto, los alimentos y bebidas que contienen edulcorantes sin azúcar en lugar de azúcares comunes se han vuelto cada vez más populares.

Publicidad

Aunque varios edulcorantes sin azúcar están aprobados para su uso, se sabe menos acerca de sus posibles beneficios y daños dentro de las ingestas diarias aceptables, debido a que la evidencia es “a menudo limitada y conflictiva”, indican los responsables del estudio.

Para comprender mejor esto, un equipo de investigadores europeos, de países como Hungría, Alemania o Francia, ha analizado 56 estudios, por encargo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que compararon la no ingesta o la ingesta más baja de edulcorantes sin azúcar con una más alta en adultos y niños sanos. Midieron el peso, el control de la glucemia, la salud bucal, el cáncer, la enfermedad cardiovascular, la enfermedad renal, el estado de ánimo y el comportamiento. Los estudios fueron evaluados por sesgo y certeza de la evidencia.

En general, para la mayoría de los resultados no parece haber diferencias estadística o clínicamente significativas entre las personas expuestas a edulcorantes sin azúcar y las que no lo están, o entre diferentes dosis de edulcorantes sin azúcar.

Por ejemplo, los resultados en adultos de algunos estudios pequeños sugirieron leves mejoras en el índice de masa corporal y en los niveles de glucosa en sangre en ayunas con edulcorantes sin azúcar, pero la certeza de esta evidencia fue baja. Las ingestas más bajas de edulcorantes sin azúcar se asociaron con un aumento de peso ligeramente menor (-0,09 kg) que las ingestas más altas, pero nuevamente la certeza de esta evidencia fue escasa.

En los niños se observó un aumento más pequeño en la puntuación del índice de masa corporal con los edulcorantes sin azúcar en comparación con el azúcar, pero la ingesta de edulcorantes sin azúcar no hizo diferencias con el peso corporal. Además, no encontraron pruebas suficientes de ningún efecto de los edulcorantes sin azúcar en adultos con sobrepeso u obesos o en niños que intentan perder peso de forma activa.

La Asociación Internacional de los Edulcorantes, que reúne a buena parte de esta industria, ha reaccionado al estudio destacando la parte que confirma la conexión entre edulcorantes y pérdida de peso o higiene dental, según un comunicado. También cuestiona que la revisión encargada por la OMS excluya algunos estudios sobre refrescos y jóvenes que señalarían una pérdida de peso y su mantenimiento, a largo plazo, entre los jóvenes que bebían refrescos sin azúcar frente a quienes los bebieron con azúcar, publica ‘El País’.

Fuente: El Tiempo / Colombia / GRA

Escrito por
Más de Eme de Mujer

Síndrome de Down, parteaguas en estudios genéticos y diagnóstico temprano

Este síndrome se conoce desde 1959 cuando Joe Hin Tjio y Albert...
Leer más