Receta de Marian: CRÈME BRÛLÉE

Por Mariana López Brito*

La crème brûlée (o crema quemada en español) debe ser de los postres más simples pero más ricos que existen. Amo una perfecta crème brûlée.

Publicidad

Es el final perfecto de cualquier comida… el placer de romper con la cuchara esa superficie crocante de caramelo y debajo encontrar la crema suave, fría abajo, tibia arriba… sólo con describirlo se me hace agua a la boca.

Sin embargo, muchas veces no se respeta la técnica de este clásico de la pastelería y nos encontramos con crème brûlées fallidas: la pasada de cocción, la que se cortó, la que está muy líquida, a la que le pusieron una capa demasiado gruesa de azúcar y no se terminó de caramelizar o la que llega a la mesa con el caramelo hecho hace horas y casi derretido, etc. En cualquier caso el resultado es el mismo: una total decepción.

Así que para no cometer estos errores antedichos, voy a explicarles cómo hacerla con lujo de detalles. Los ingredientes que lleva son siempre los mismos: crema, azúcar, yemas, vainilla, pero a veces los procedimientos entre receta y receta difieren. Es muy simple de hacer pero hay que prestar atención y seguir los pasos.

También se puede hacer crème brûlée de diferentes sabores o con agregados. A mi me gusta simple en su perfección.

Acá va la receta, anímense a hacerla.

Ingredientes (para 6 porciones):

  • 3 tazas de crema doble o crema de leche
  • 6 yemas
  • 1/3 taza de azúcar
  • 1 cucharadita de una BUENA vainilla  (yo uso Monte Cúdine) o 1 chaucha de vainilla si consiguen
  • Azúcar extra para caramelizar

 

dsc05584
Procedimiento:

  1. Preparamos una asadera o fuente con 6 “ramequins” o bowls chicos aptos para horno (de aprox. 10cm de diámetro)
  2. En una olla (si tienen de fondo grueso, mejor), ponen a calentar la crema doble con la vainilla aprox. unos 15 minutos, a fuego BAJO y revolviendo para que no se queme (si van a usar chaucha de vainilla, la abren y le raspan las semillitas con un cuchillo y ponen todo dentro de la crema).
  3. Apenas ven que comienza a hervir, sacar del fuego rápidamente, y pasar a otro bowl a través de un colador y dejar enfriar unos 10 minutos.
  4. Precalentar horno BAJO a 140 – 150°C.
  5. Poner aprox. 1 lt de agua a hervir.
  6. Mientras la crema se enfría un poco, colocar las yemas en el bowl de una batidora y comenzar a batir hasta que queden espumosas y se aclaren (unos 5 minutos).
  7. Agregar el azúcar de a poco y en forma de lluvia y seguir batiendo 1 minuto más.
  8. Ahora presten atención. Vamos a agregar la crema caliente a la mezcla de yemas y azúcar.
  9. Pero tenemos que hacer esto de manera de no cocinar las yemas y eso pasaría si volcamos toda la crema junta dentro de las yemas y no revolvemos.
  10. Entonces, volcamos la MITAD de la crema caliente DE A POCO y con paciencia, dentro de las yemas batidas con azúcar y mezclamos bien (o batimos). Luego agregamos la otra mitad de la crema y mezclamos bien.
  11. Con una cuchara le sacamos un poco de la espuma que se formó al batir las yemas.
  12. Volcar la mezcla dentro de los 6 ramequins que ya estaban dentro de la asadera o fuente y volcar el agua hirviendo en el fondo de la asadera (aprox. 1 cm de agua y cuidado que no entre a la crema!) para hacerlas en un Baño María
  13. Cocinar aprox. 30 – 40 minutos (depende de su horno) hasta que el centro esté mas bien firme pero si las movemos apenas, tiemblan un poquito. Cuidado con el horno, si o si tiene que estar suave.
  14. Sacar del horno y llevar a la heladera por MÍNIMO 2-3 horas.
  15. Al momento de comer (no hagan este paso que sigue hooooras antes porque el resultado no va a ser el mismo), espolvorear 1 cucharada (no muy llena) de azúcar encima de toda la superficie de cada crema y con un soplete (si tienen) van quemando el caramelo lentamente hasta que se derrite y carameliza toda el azúcar y queda doradita.
  16. O si tienen esas planchitas de hierro que calientan directo en el fuego y luego apoyan sobre el azúcar para caramelizar, también está perfecto!
  17. Listo, a comer esta delicia en seguida!!
  18. Si no tienen soplete (hoy en día se consiguen en cualquier supermercado y no son caros) o planchita, pueden prender el grill del horno y poner la rejilla alta y llevarlas unos minutos al horno para que se haga el caramelo. Lo ideal en este caso es enfriar (luego de caramelizar) 1 hora en la heladera para no comerla caliente.
  19. dsc05719 dsc05721
  • Receta modificada de Food Network de Paula Dean

logomlqc1*Mariana López Brito o Marian la que cocina es una pastelera uruguaya. Esta y otras recetas las podés encontrar en su blog marianlaquecocina.com y en su página de facebook.

Escrito por
Más de Eme de Mujer

No pausa: Osteopatía para mejorar los síntomas en esta etapa

Columna de Miriam De Paoli y Milagros Kirpach
Leer más